Actualmente, la sostenibilidad y eficiencia energética son factores clave que afectan a la construcción de la vivienda. La construcción de obra nueva sostenible se ha convertido en una necesidad actual dado a la concienciación ambiental y lucha contra el cambio climático.

En este artículo explicaremos la importancia de la construcción sostenible, el protocolo de Kyoto, los cambios del sector hacia la sostenibilidad, cómo implementarlo y sus ventajas.

¿En qué consiste la construcción sostenible?

La construcción sostenible es un nuevo modelo de edificación que se basa en la integración de prácticas sostenibles con el objetivo de reducir el impacto ambiental. Esto implica el uso de diseños eficientes, la utilización de materiales sostenibles y reciclados, la implementación de energías renovables, la eficiencia energética y la durabilidad de las estructuras.

Para llevar a cabo este tipo de construcción, la clave es realizar el análisis del ciclo de vida de la construcción. Este ciclo se basa en estudiar el impacto ambiental que tendrá la edificación durante todo su ciclo de vida.

El objetivo es crear edificaciones que sean eficientes en el uso de recursos, resistentes y respetuosas con el medio ambiente, además de garantizar la rentabilidad económica.

¿Por qué es tan importante?

La construcción tradicional ha tenido un gran impacto en la degradación del medio ambiente durante años. Desde el agotamiento de recursos naturales hasta la gran emisión de gases de efecto invernadero, este tipo de edificación ha dejado una gran huella.

La construcción de obra nueva sostenible busca remediar este impacto, promoviendo prácticas para minimizar el impacto ambiental y fomentar la sostenibilidad. Además, mejora la calidad de vida de los ocupantes al proporcionar espacios más saludables y sostenibles.

Protocolo de Kyoto

El Protocolo de Kyoto es un acuerdo internacional sobre el cambio climático que tiene como objetivo reducir las emisiones de los principales gases de efecto invernadero.

Desde enero de 2021, con la intención de cumplir con el protocolo, se obliga a que todos los edificios de obra nueva dispongan de energías renovables para lograr un consumo casi nulo.

Con esto, la ONU pretende que todos los países avancen hasta que todas las ciudades puedan considerarse sostenibles.

Políticas de transición ecológica

Las políticas gubernamentales juegan un papel crucial en la transición hacia la construcción sostenible. Debido a la posición del sector tan relevante, en los últimos años se han estado desarrollando normativas reguladoras que implementan métodos sostenibles.

Dentro de las políticas de transición ecológica, encontramos la de cambio climático y transición energética, así como las normativas que empiezan a desarrollarse a nivel autonómico. En cada una de ellas hay apartados centrados en la construcción sostenible.

Cómo implementar la construcción sostenible

La implementación efectiva de la construcción sostenible implica la ejecución y consideración de varios aspectos clave:

  • Rehabilitación de edificios: La construcción sostenible también debe centrarse en la rehabilitación de edificaciones ya existentes. Esto implica una gran reducción de las emisiones y de los impactos ambientales generados.
  • Materiales de construcción sostenibles: Los materiales con bajo impacto ambiental son esenciales para disminuir la huella de carbono del proyecto de construcción. Esto incluye la utilización de recursos renovables, la reducción de emisiones durante la fabricación y la capacidad de reciclaje al final de la vida útil del material. Algunas alternativas son madera certificada, hormigón reciclado y materiales reciclables.
  • Energías renovables: El uso de energías renovables, como la solar o eólica, es clave para una construcción sostenible. Estas contribuyen a la generación de energía limpia, reduciendo las fuentes no renovables, y disminuyen las emisiones de gases de efecto invernadero.
  • Sistemas energéticos más eficientes: La eficiencia energética en la construcción implica el uso de tecnologías que reducen el consumo de energía. Algunos de estos sistemas son sistemas de climatización eficiente, iluminación LED, aislamiento térmico adecuado y uso de tecnologías inteligentes. Gracias a esto se mejoraría la eficiencia energética de los edificios
  • Edificios verdes: La planificación de edificios que incorporan prácticas sostenibles contribuyen a la creación de entornos más sostenibles. Algunas de estas prácticas serían sistemas de captación de agua de lluvia, diseños para maximizar la luz natural o techos verdes.

Ventajas de la construcción de obra nueva sostenible

Las ventajas de la construcción de obra nueva sostenible son significativas:

  • Reducción de costos operativos a largo plazo debido a la eficiencia energética.
  • Mejora de la salud y bienestar de los ocupantes.
  • Cumplimiento de regulaciones ambientales y acceso a incentivos fiscales.
  • Contribución a la preservación de recursos naturales y mejora ambiental.
  • Posicionamiento favorable en un mercado cada vez más consciente de la sostenibilidad.

En conclusión, la construcción de obra nueva sostenible es una necesidad hoy en día para un futuro más sostenible y concienciado con el medio ambiente. Como hemos visto, el sector de la construcción puede llegar a construir estructuras, pero a la vez preservar el medio ambiente. Esto lo conseguirá gracias a las implementaciones de prácticas innovadoras, nuevas tecnologías y concienciación ambiental.

Ahora que ya conoces que es la construcción sostenible, en VadeCasa i+ podrás empezar con tu proyecto de obra nueva. No dudes en contactarnos a través de nuestra web, llamándonos al 877 60 40 06 o escribiéndonos al correo electrónico vadecasa@vadecasa.cat. I si quieres hacernos una visita y hablarlo en persona, no dudes en pasarte por nuestra oficina en Tarragona. Estaremos encantados de asesorarte. ¡Te esperamos!